Freud y la incapacidad de emocionarse con la música, las amusias

Post 106 - 21 de Febrero de 2008 - Categoría: Psicoacústica y cerebro.

 

Hay personas que como El Che o Sigmund Freud, no experimentan ninguna emoción cuando escuchan música. El caso del Che es bastante conocido y hay múltiples anécdotas respecto a su incapacidad por reconocer su propio himno. Menos conocido es el caso de Freud.


Freud era incapaz de obtener placer con la música. Asistía a los conciertos y a las óperas que se realizaban en Viena a finales del siglo XIX y no llegaba a emocionarse con lo que escuchaba. Se encontraba justo en el epicentro musical de su tiempo, los mejores intérpretes y los mejores compositores querían trabajar en Viena. Y el no llegó nunca a sentir placer, pero tampoco llegó a descubrir el porqué. Imaginaos a Freud sentado en uno de los templos acústicos, el auditorio Musikvereinsaal, y observando en silencio a la gente y cuestionándose lo que para él era un simple acto social. Curiosamente al inicio de su carrera, Freud, descubrió en 1886 el origen del nervio acústico. Luego fue interesando por conceptos más abstractos y que le han convertido en uno de los personajes más conocidos de la historia.

 

Image

Auditorio Musikvereinsaal

 


Se supone que Freud padecía uno de los muchos tipos de amusias que existen. El término amusia se usa para definir el deterioro o pérdida de la capacidad de reconocer o evocar elementos musicales. Puede ser derivada de una enfermedad adquirida cerebral o innata. Se supone que hay tantas amusias como componentes de la actividad musical tenemos. Y como consecuencia hacen que no sintamos ningún placer por la música.


Hay pocos casos descritos de cada variedad de amusia. En general los trastornos neurológicos asociados a la amusia son más frecuentes de lo que nos pensamos. Un 4% de la población las padece severamente y un 10% tienen problemas para cantar canciones y necesitan de un tempo lento para hacerlo. Pero estas estimaciones podrían ser inferiores a la realidad dado que la población sin estudios musicales raramente consulta por tales problemas. Solo hace falta escuchar a un grupo de amigos o en un Karaoke y siempre hay gente que desafina, incluso son cómicos pese a que ellos consideran que lo han hecho bien.


Se han identificado las siguientes variedades de amusia:


Amusia vocal o expresiva-oral
Es la pérdida de la capacidad de cantar, silbar o tararear una melodía.


Apraxia instrumental
Es la pérdida de la capacidad para tocar un instrumento sin déficit motor, sensitivo o práxico (no amúsico) asociado.


Agrafia musical
Es la incapacidad para transcribir una serie de notas escuchadas o para copiar una notación musical.


Amnesia musical
Se trata de la dificultad para la identificación de melodías que deberían ser conocidas para el paciente, no asociada a otros problemas neuropsicológicos. Estos enfermos pueden reproducir una melodía recién escuchada.


Alexia musical
Es la incapacidad para leer notación musical.


Transtornos del sentido del ritmo
Se refiere a la dificultad para discriminar patrones rítmicos o bien para reproducirlos.


Amusia receptiva
Así se conoce a la dificultad para discriminar las características básicas de una nota o una serie de notas. El caso extremo es la incapacidad para diferenciar entre sonidos de diferente tonalidad.


Los últimos avances científicos indican que puede ser hereditaria. La Dra. Isabelle Peretz, de la Universidad de Montreal, las está investigando desde hace bastantes años y todavía los resultados no son concluyentes. Aquí os dejo  un test para reconocer si padecéis alguna de las amusias ideado por Isabelle Peretz. Está en ingles pero se puede realizar bastante bien.  Enlace test.


 

Image

 

 

Clasificación de las amusias de: Infodoctor

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

RSS